Receta de codillos de cerdo en salsa

Cena sana de Receta de codillos de cerdo en salsa para doomies.

Necesitas una buena receta para celebrar algo o bien simplemente te apetece preparar una carne sabrosísima, pues con estos codillos de cerdo en salsa que te invito a en esta ocasión, conseguirás un plato muy sabroso, económico y muy simple de preparar.

Este corte del cerdo es una parte que necesita algo de tiempo de cocinado a fin de que te quede tierna, la puedes preparar de varias formas, pero una de las mas simples es al horno, como en esta receta, sencillamente la sellas bien en la sartén, a fin de que no se salgan los jugos de la carne, entonces la dejas en el horno dos horas y ya vas a ver que jugosa y tierna te queda, si además la acompañas de una sala de miel como esta consigues un plato insuperable.

La salsa es una de las partes esenciales de este plato, puesto que es la que aportará el sabor, para su elaboración puedes utilizar el género de miel que prefieras, te recomiendo una miel de romero o bien de sabor intenso, puesto que le vendrá mejor a la carne. Otra cosa esencial es el caldo que uses, puede ser de carne o bien de ave, incluso si no dispones de ninguno, puedes diluir concentrado en agua.

Ahora puedes ver el vídeo de la receta punto por punto, de este modo no te perderás nada sobre esta engrandece forma de preparar los codillos.

INGREDIENTES

  • 4 Codillos de cerdo de unos cuatrocientos g de cada uno
  • 2 Zanahorias
  • 1 Cebolla
  • 1 Pimiento verde
  • 3 Dientes de ajo
  • 1 Cucharada de pimentón rojo dulce
  • 500 ml de caldo de carne o bien ave
  • 40 g de miel
  • 70 g de mantequilla o margarina
  • 1 Cucharadita de romero seco
  • 2 Cucharadas de aceite de oliva
  • Sal y pimienta molida al gusto

(4 Personas)

ELABORACIÓN

Echa sal y pimienta al gusto a los codillos.

Pon una sartén a fuego medio-alto y echa las dos cucharadas de aceite.

Cuando esté bien caliente pon los codillos en la sartén.

Fríelos unos 20 minutos.

Intenta que queden bien dorados por doquier, para que queden bien sellados.

Saca los codillos de la sartén y los pones en una bandeja de horno.

Introduce la bandeja en el horno precalentado a 170º centígrados.

Hornéalos a lo largo de ciento veinte minutos aproximadamente.

Pasado este tiempo saca la bandeja del horno y reserva los codillos en la bandeja.

Ahora prepara la salsa.

Pon exactamente la misma sartén en la que has sellado los codillos a fuego medio.

Echa en la sartén la mantequilla o margarina.

Cuando esté derretida echa la cebolla, los ajos y las zanahorias, todo pelado y cortado en pedazos pequeños.

Echa también el pimiento verde cortado en pedazos pequeños también.

Agrega el romero y echa un tanto de sal.

Rehoga las verduras unos 10 minutos a fuego medio, hasta el momento en que queden pochadas.

Echa el pimentón rojo y lo rehogas unos quince segundos.

Vierte la miel y lo remueves bien.

Añade los codillos que habías reservado.

Vierte el caldo que hayan soltado en la bandeja del horno.

Vierte el caldo de carne en la sartén.

Lo dejas que se cocine unos diez minutos a fuego medio y removiendo algunas veces.

A mitad de cocción dale la vuelta a los codillos.

Pasados los 10 minutos retira los codillos de la sartén.

Deja la salsa a fuego medio, que reduzca otros diez minutos.

Ahora lo pruebas de sal y corrige si hace falta.

Cuando haya reducido la salsa retira la sartén del fuego.

Sirve los codillos y echa la salsa por encima.

Si sobra salsa la sirves en una salsera.

Ya los tienes listos para comer.

En esta web de cocina encontraras de todo sobre comidas rapidas para san valentin